• Search

    Kristallnacht: daños y muerte

    Esta publicación también está disponible en: English Français

    ¿Cuánto daño y violencia se infligió a la comunidad alemana judía y la comunidad austríaca judía en el pogromo Kristallnacht?

    Los negacionistas del Holocausto argumentan lo siguiente:

    Durante Kristallnacht, los daños a la propiedad judía y la violencia contra los judíos fue menor de lo que los historiadores sugieren, tanto en la cantidad de asaltos como en el número de víctimas general.

    David Irving e Ingrid Weckert, por ejemplo, son dos negacionistas del Holocausto que minimizan el impacto de Kristallnacht para los judíos alemanes y austríacos. Irving afirma que “…alrededor de 7500 de las cien mil tiendas tenían las vidrieras rotas”.[1] Del mismo modo, Weckert dice que los reportes sobre la naturaleza y el impacto de los daños son “muy exagerados”. Cita 171 sinagogas destruidas, 7500 tiendas dañadas y solo tres muertes.[2]

    Los hechos son:

    La evidencia demuestra que la destrucción y la violencia asociadas con Kristallnacht fue mucho mayor de lo que afirman los negacionistas del Holocausto. Esto puede demostrarse de distintas maneras: la cantidad de negocios judíos y sinagogas judías destruidas, la enorme destrucción de propiedad judía y la cantidad de judíos asaltados y asesinados. Los negacionistas del Holocausto restan importancia al impacto de Kristallnacht para intentar minimizar el sufrimiento de los judíos en manos de los nazis. 

    Destrucción de la vida y las propiedades de los judíos durante Kristallnacht:

    En la afirmación anterior, el negacionista del Holocausto David Irving trivializa intencionalmente los daños reales causados a las tiendas judías al inferir que solo se destruyeron las vidrieras. Sin embargo, incluso los nazis notaron que muchas tiendas y negocios judíos habían sido totalmente destruidos, no dañados ligeramente.[3] Está documentado que los saqueos fueron demoledores y que la mayoría de los negocios de judíos aún en funcionamiento nunca pudieron recuperarse financieramente de este robo y esta destrucción masivos. Asimismo, Irving declara que en la época del pogromo Kristallnacht había 100,000 tiendas judías en Alemania. En realidad, en noviembre de 1938, la mayoría de los negocios judíos habían sido “arianizados”, es decir, se había obligado a los propietarios judíos a vender sus negocios a los alemanes, a un precio mucho menor de su valor real. Este proceso de robo legalizado significó que solo 9,000 negocios pertenecían a judíos durante Kristallnacht[4] La cifra inicial de Irving de 100,000 negocios judíos significaría que 7,5 por ciento de los negocios judíos fueron dañados o destruidos. Sin embargo, 7500 negocios destruidos de 9000 representa un impactante 84 por ciento de negocios judíos dañados o destruidos.

    Bundesarchiv Bild 119-2671-07, München, Kaufhaus Uhlfelder, Zerstörungen
    Daño a una tienda en Múnich durante Kristallnacht. Bundesarchiv, Bild 119-2671-07 / CC-BY-SA 3.0 [CC BY-SA 3.0 de (http://creativecommons.org/licenses/by-sa/3.0/de/deed.en)], a través de Wikimedia Commons

    Irving también declara que, “Treinta y seis de medio millón de judíos del país fueron asesinados…”[5] De hecho, al menos 91 judíos fueron asesinados y la suma total fue mayor sin dudas ya que hubo judíos arrestados durante Kristallnacht que no fueron registrados y que murieron en detención. Otros efectos mortales también surgieron como resultado de la violencia. En Viena únicamente, hubo 680 suicidios luego del pogromo.[6] Estas cifras de suicidio deben ser incluidas al considerar el impacto de Kristallnacht en la comunidad judía alemana y austríaca.

    En términos del daño ejercido en la vida comunal, Irving también declara que“…se destruyeron 191 de las catorce mil sinagogas…”.[7] Por el contrario, los alemanes mismos estimaron el 11 de noviembre de 1938 que se incendiaron o destruyeron al menos 267 sinagogas durante el programa.[8] Otros estimados de sinagogas destruidas son mayores. Es posible que 520 sinagogas hayan sido destruidas en su totalidad o parcialmente. Un historiador, A. Diamant, estima que se destruyeron 1,200 de alrededor de 1,800 sinagogas y salas de rezo. Más allá del número exacto, está claro que la cifra de Irving de 191 sinagogas destruidas es demasiado baja.[9]

    Conclusión:

    La evidencia muestra que los judíos no exageraron el número de muertes, asaltos y daños a la propiedad durante Kristallnacht. Los hechos no respaldan los intentos de los negacionistas del Holocausto, como Irving y Weckert, para minimizar el sufrimiento y el daño. Las investigaciones recientes indican que se destruyó casi el 85 por ciento de los negocios que aún permanecían en manos de los judíos, que al menos 91 judíos fueron asesinados y que muchos otros murieron tras ser arrestados, en detención o en campos de concentración. Los alemanes identificaron 267 sinagogas destruidas, aunque el número puede ser más alto.

    NOTAS

    [1] David Irving, Goebbels: Mastermind of the Third Reich (Focal Point, 1996), p. 495. El libro puede descargarse en PDF en http://www.fpp.co.uk/books/Goebbels/.

    [2] Ingrid Weckert, Flash Point: Kristallnacht 1938: Instigators, Victims and Beneficiaries (Institute for Historical Review, 1991), p. 107.

    [3] Richard J. Evans, David Irving, Hitler and Holocaust Denial, Sección (4)(4.3)(c)(iv)(6) en www.hdot.org.

    [4] Richard J. Evans, David Irving, Hitler and Holocaust Denial, Sección (4)(4.3)(c)(iv)(7).

    [5] David Irving, Goebbels: Mastermind of the Third Reich (Focal Point, 1996), p. 495.

    [6] Richad J. Evans, David Irving, Hitler and Holocaust Denial, Sección (4)(4.3)(c)(iv)(3)

    [7] David Irving, Goebbels: Mastermind of the Third Reich (Focal Point, 1996), p. 495.

    [8] Richard J. Evans, David Irving, Hitler and Holocaust Denial, Sección (4)(4.3)(c)(iv)(8).

    [9] Richard J. Evans, David Irving, Hitler and Holocaust Denial, Sección (4)(4.3)(c)(iv)(8).